Ir al contenido
¡Más cómodo, más fácil! Da clic y tramita tu crédito por WhatsApp (614) 442.8202
Da clic y tramita tu crédito por WhatsApp (614) 242.8202
Aliméntate sanamente

Aliméntate sanamente

Una alimentación completa es incluir en cada comida un elemento de cada grupo alimenticio frutas y verduras, cereales, leguminosas y alimentos de origen animal.

Hemos escuchado que se debe comer balanceado y esto se refiere a que los alimentos deben contener ciertos nutrientes que harán que tus órganos funcionen correctamente.

Y cada persona deberíamos de tener una dieta personalizada en donde nuestro peso, estatura, edad y actividad física indique una dieta ideal para cada una y la mejor manera es mezclando los 3 grupos de esta manera:

Frutas y verduras 45%

Leguminosas 20%

Cereales 20%

De origen animal 15%

y ahora aprenderás la función de cada uno en nuestro cuerpo

 

Leche y derivados:  Van dirigidos hacia el desarrollo y mantenimiento de distintas estructuras del organismo.

 

Carne, pescado y huevos: incorporan proteínas de alto poder biológico, hierro y vitaminas del grupo B. y son casi igual de necesarias que las proteínas de la carne, y en este caso el pescado se considera importante por el Omega3 que nos proporciona y por último los huevos tienen los nutrientes suficientes para que tu cuerpo comience un día con energía.

 

Cereales, legumbres y frutos secos. Es Energética porque aportan energía gracias al contenido en hidratos de carbono.  En cuanto a las legumbres aportan proteínas de origen vegetal de alto contenido biológico y fibra. Los frutos secos aportan ácidos grasos monoinsaturados y poliinsaturados, y vitaminas del grupo B.

Frutas y verduras: Aportan grandes cantidades de vitaminas, minerales y oligoelementos, fibra (especialmente soluble), además de un alto porcentaje de agua y pocas calorías de su baja proporción en hidratos de carbono, proteínas y grasas.

Y en el caso de las frutas su función también es reguladora verduras y hortalizas,  son azúcares del tipo de la sacarosa, fructosa y glucosa pero lo mejor es que aportan muy pocas calorías.

Ya lo sabes, detente un poquitín antes de preparar tu próxima comida y analiza si lo que estás a punto de comer aporta los nutrientes para el buen funcionamiento de tu cuerpo.

 

Artículo anterior Alimentos para una mamá Fit
Artículo siguiente 5 hábitos que siempre debes hacer para sentirte bonita